Más de 50 lentes intraoculares trifocales implantadas este año.

Quirófano06

 

 

 

 

 

 

 

La Clínica Oftalmológica Muiños, perteneciente al Grupo Innova Ocu­lar, ha implantado a lo largo del año más de 50 lentes intraoculares tri­focales a pacientes con presbicia o cataratas.
El Dr. José Alberto Muiños, director médico, ha hablado de su experien­cia con estas lentes el pasado 3 de octubre en el 90 Congreso de la So­ciedad Española de Oftalmología, en una mesa de expertos donde se pre­sentaron las ventajas de su utilización quirúrgica. Las lentes intraoculares trifocales permiten enfocar a corta distancia, larga distancia y distancia intermedia. Los departamentos de I+D de las principales compañías mé­dicas del país han realizado diversos estudios con los resultados obtenidos por los oftalmólogos de Innova Ocular en pacientes intervenidos con lentes trifocales en 2011, 2012 y 2013.
La Clínica Oftalmológica Muiños, sigue aportando su innovación y ex­periencia a la oftalmología canaria, situándose entre las clínicas pione­ras en implantar estas novedosas lentes.

Centro Oftalmológico Muiños, viendo por todos.

Dr. Muiños04

El Centro Oftalmológico Muiños, perteneciente al Grupo Innova Ocular, conforme a su plan de Responsabilidad Social Corporativa realizará este año una serie de intervenciones quirúrgicas para personas en situación económica desfavorable, en colaboración con diversas organizaciones públicas y privadas.
El Dr. José Alberto Muiños, director médico, siempre ha tenido claro la importancia de éste tipo de acciones de desarrollo y compromiso social: “En nuestra clínica pensamos que no sólo tenemos que ser buenos profesionales, sino médicos realmente preocupados por los pacientes, por las personas. Por ello, como parte de nuestro compromiso social, realizamos intervenciones quirúrgicas a personas que están en una situación de exclusión social y económica. Se trata de devolver a la sociedad todo aquello que nos ha dado” señala el reconocido cirujano.
Esta clínica, de reconocido prestigio en las islas, colabora activamente desde sus inicios en numerosas acciones sociales que contribuyen en la mejora de la calidad de vida, salud y el bienestar de los más desfavorecidos.

Ambliopía. El “ojo vago” y sus posibles opciones de tratamiento.

JQN_0110

La ambliopía (ojo vago en lenguaje coloquial) se define como una disminución de la “mejor” agudeza visual lograda con la “mejor” corrección existente, ajustada para cada grupo de edad y que surge como resultado de una alteración en el procesamiento visual a nivel central. La ambliopía también se entiende como una enfermedad del desarrollo visual del niño causado por defectos ópticos, físicos, o de alineación ocurridos durante la niñez temprana. Lamentablemente la ambliopía continua siendo una de las causas principales de pérdida de visión permanente en la infancia, cuya prevalencia es variable, entre el 2 y el 5% según la población estudiada.

 

Desarrollo visual normal

El desarrollo de la visión es un proceso de maduración de extraordinaria complejidad. Durante el desarrollo se producen cambios estructurales en ambos ojos coordinados con cambios en el sistema nervioso central. A los 2-3 meses, los niños muestran interés po objetos brillantes. Si el niño no ha desarrollado una buena atención visual o es incapaz de seguir de los objetos hacia los 3-4 meses, deben descartarse una serie de causas de patologíaoftalmológica. Hay que tener en cuenta que losniños prematuros pueden tardar más tiempo endesarrollar estas habilidades, según el grado deprematuridad. El desarrollo del córtex visual escompleto a los 8-10 años de edad. Si duranteeste período crítico de maduración de la visiónun ojo transmite una imagen de peor calidad odiferente del otro, habrá un peor desarrollo delas células de la corteza visual estimuladas por

este ojo en relación con las estimuladas por el ojo sano, lo que quedará como secuela en la vida adulta.

JQN_0377

Los signos de alerta de las anomalías en el desarrollo de la visión serán la presencia de nis-tagmus, movimientos errantes de los ojos, faltade respuesta a las caras u objetos familiares yfrotarse enérgicamente los ojos (masaje oculodigital).Por todo ello debemos hacer los seguimientosoportunos e informar a los padres para poderidentificar los niños en riesgo de desarrollarambliopía, detectarla lo más temprano comosea posible, estableciendo la causa e indicar eltratamiento más adecuado; de tal manera quese minimiza en lo posible el grado de afecciónvisual. La ambliopía puede ser clasificada enfunción de diversas variables asociadas con su desarrollo. Todas las formas clínicas de la ambliopía se acompañan de una alteración en el desarrollo del procesamiento visual, manifiesta en una disminución de la agudeza visual (predominio foveal pero también de campo) y en una alteración de la binocularidad, por lo tanto su enfoque diagnóstico y terapéutico comparten principios básicos en todas sus categorías independientemente de su origen.

La primera causa a tener en cuenta es la deprivación visual, que hace referencia principalmente al hecho de que las imágenes no alcancen la retina, en general se presenta su efecto ambliopizante cuando solo un ojo esta afectado. Entre las más frecuentes tenemos: las opacidades de medios (Catarata, Opacidades corneales, etc.) las obstrucciones del eje visual, (Blefaroptosis, malformaciones, etc.) y los defectos refractivos muy altos (Afaquia).

La segunda causa a tener en cuenta es la desalineación ocular (los estrabismos), se genera de esta manera una estimulación sensitiva visual asimétrica de la imagen formada y procesada a nivel de las fóveas (zona retiniana que permite la máxima visión) de ambos ojos. Esta asimetría a nivel de la corteza visual genera un patrón de dos imágenes que el cerebro no es capaz de procesar y por lo tanto suprime una, conservando para su descodificación la imagen proveniente del ojo dominante o la imagen que represente el objeto de interés y presente mejor definición.

La tercera causa en el origen de la ambliopía es el desenfoque. El mecanismo resulta generalmente de un defecto refractivo que elimina los detalles finos de la imagen retiniana, limitando el nivel de procesamiento central que puede lograrse en la corteza visual con una imagen de mala calidad. El desenfoque puede ser uni o bilateral y se asocia a defectos refractivos o patologías que alteran la curvatura de los

medios transparentes (Astigmatismos). El riesgo y severidad de la ambliopía se incrementa con el aumento de diferencia de refracción entre los dos ojos (anisometropía) y es mucho mas frecuente en el ojo hipermétrope.

La detección de cualquier tipo de anomalía en pacientes de edad pediátrica es muy importante debido a su susceptibilidad al daño permanente de los sistemas de procesamiento central de la visión. Se han establecido distintas estrategias de detección precoz de la ambliopía de tal manera que en las exploraciones de rutina de los niños

se verifique:

1. Transparencia de medios por medio de la evaluación del rojo retiniano (nos aprovechamos de esos ojo rojos, que se ven en la fotografías con flash).

2. Detección de estrabismo.

3. Evaluación de agudeza visual en niños mayores de 3 años y evaluación de conducta visual en niños menores.

4. Evaluación de la visión binocular (estereopsis) en niños mayores.

JQN_0033

Cualquier anormalidad en los cinco pasos de evaluación nombrados anteriormente obligan una remisión inmediata para una valoración oftalmológica pediátrica completa. En general, pero evaluando cada caso, los niños que presenten alguno de los siguientes factores de riesgo para el desarrollo de ambliopía deben ser evaluados antes de los 6 meses para una evaluación oftalmológica completa: Prematuros (28 semanas o menos), bajo peso al nacer (1500 gr. o menos) y complicaciones perinatales con compromiso de sistema nervioso central. Los niños con los siguientes factores deben ser remitidos antes de los 18 meses de edad: Trastornos neurológicos o retardo en el desarrollo, familiares con ambliopía, estrabismo u otras patologias oculares y síndrome genéticos. Hay que tener en cuenta que la ambliopía en un diagnóstico de exclusión se trata de un trastorno de un solo ojo (unilateral), si observamos que el comportamiento visual difiere entre los dos ojosy nos referiremos a ambliopía bilateral cuando del procesamiento visual de origen central, el estado de los componentes neurológicos visualesperiféricos no deben ser capaces de explicar porsi solos una alteración en el proceso visual.

Además debemos también evaluar si se trata de una ambliopía unilateral o bilateral, siguiendo los siguientes criterios: Hablaremos de ambliopía hay evidencia de un error refractivo significativo y se cumplen los siguientes criterios: Si el comportamiento visual anormal para los dos ojos en infantes y niños pre-verbales o la agudeza visual esta por fuera de los patrones normales ajustados para cada edad (< 0,4 a los 3 años, <0’,5 a los 5 años) En ambos casos, no hay mejoría con el uso de corrección óptica y la alteración no

totalmente atribuible a anormalidades estructurales en la vía visual.

Mediante una adecuada exploración oftalmológica general y la sospecha clínica, cuando esta exploración es difícil de realizar en niños menores y poco colaboradores, establecemos una baja visión e iniciamos el tratamiento rehabilitador del paciente. Los principios generales de tratamiento deben intentar mejorar la calidad de la imagen retiniana del ojo ambliope (Aclaración eje visual, corrección óptica, etc.) y mejorar el procesamiento de la señal visual proveniente del ojo ambliope, limitando la entrada de la señal proveniente del ojo contralateral (sano). Debemos destacar que no existe un método a priori para determinar la intensidad y duración necesarias del tratamiento para lograr mejoría del procesamiento visual; que antes de designar fallo en el tratamiento, (a pesar del cumplimiento de un adecuado tratamiento) debe acompañarse de una exhaustiva reevaluación de la patología de base. Y por último la mayoría de estrategias para el manejo de la ambliopía requieren de un gran nivel de colaboración de parte del niño-as como de su contexto social.

La incapacidad del médico tratante, en explicar el tratamiento y de involucrar a miembros del núcleo familiar o del personal encargado del cuidado del niño, en el tratamiento disminuye la probabilidad de lograr algún grado de mejoría visual. Dependiendo de la causa y el origen de la baja visión establecemos la pauta de tratamiento.

En primer lugar debemos corregir el defecto refractivo existente prescribiendo cristales correctores adecuados. En muchas ocasiones este tratamiento es suficiente para recuperar la agudeza visual. Resaltar que es posible observar defectos refractivos leves en niños que no generan ambliopía y por lo tanto no se precisa su prescripción.

 

El segundo escalón en el tratamiento de la ambliopía consiste en la oclusión. Los esquemas de utilización de parches opacos en el ojo sano han mostrado patrones variables de beneficio. Puede hacerse de “alto porcentaje” (70 al 100% de horas de actividad/día) son los que han mostrado mayor efectividad en el manejo de la ambliopía

aunque también son los que requieren mayor evaluación por el riesgo de desarrollo de ambliopía inducida por la oclusión u oclusión de “bajo porcentaje” (< 40%) muestran índices de recuperación menores y actualmente muestran su utilidad como sistemas terapéuticos iniciales con progresión terapéutica sistemática (progresando 1 hora /día o cada 2 días) hasta lograr un nivel de oclusión de alto porcentaje. En ciertos casosde ambliopía por diferencias en la refracción entre los dos ojos (anisometropías) el tratamiento oclusivo puede ser diferido. Se debe formular al paciente la corrección apropiada y este debe serrevaluado para verificar evolución de la enfermedad. Como todo tratamiento no está exento de efectos adversos y se debe informar a los padres vigilando también el oftalmógo del desarrollo de dichos efectos en el niño Los efectos más comúnmente observados son: irritación de piel local por el parche, posible incremento del riesgo de accidentes durante el periodo de oclusión, aparición o incremento de la magnitud del estrabismo, presencia de visión doble (diplopía en la mayoría de ocasiones autolimitada) y potencial desarrollo de ambliopía inducida en el ojo que se realiza mayor tiempo de oclusión. La terapia oclusiva se ira controlando y ajustando teniendo en cuenta el grado de mejoría. Si se ha descartado todo lo anterior y aún así no se observa mejoría en la visión a pesar de la adecuada instauración de múltiples tratamientos se recomienda informar a los familiares y evaluar entre todos otras posibilidades.

Se suspende el tratamiento en caso de mejoría de agudeza visual con estabilización en nivel normal (levemente subnormal) en niños menores de 10 años. Cuando la diferencia en la agudeza visual es estable en un valor normal y la diferencia entre los dos ojos es leve debe considerarse la disminución o suspensión de la oclusión. Para minimizar el riesgo de recurrencia se recomienda oclusión por cortos intervalos así como la penalización óptica o farmacológica La penalización se logra por medio del desenfoque del ojo dominante utilizando ciclopléjicos o alterando la corrección óptica necesaria. Esta se instaura por intervalos cortos de tiempo o de carácter permanente según su indicación. La penalización es útil para casos de ambliopía leve a moderada así como casos de nistagmus, ambliopía por oclusión y en los casos de falla en el tratamiento oclusor. También ha determinado su utilidad en casos de mantenimiento. Por último, la cirugía se recomienda cuando la causa de la ambliopía incluye patologías quirúrgicamente tratables o cuando estas, por su naturaleza, pueden predisponer al desarrollo de la misma. Entre ellas se encuentran: la opacidad de medios (catarata, Hemorragias intraoculares, leucomas, etc.), el estrabismo (como parte del manejo de la ambliopía), patología asociada a obstrucción del eje visual (Ptosis, hemangiomas, etc.) y defectos ópticos significativos.

En conclusión, desde Grupo Innova Ocular aconsejamos realizar revisiones periódicas en las que se realizará una exploración oftalmológica del niño para descartar esta alteración y tratarla adecuadamente.

Tratamientos para la presbicia o vista cansada.

Una vez que la presbicia aparece en nuestras vidas podemos afrontarlo de varias formas en función de las diferentes soluciones por las que podemos optar.

Soluciones Temporales:
Las gafas y lentillas han sido la forma tradicional de afrontar el problema. Podemos optar por gafas de cerca que nos permiten ver correctamente de cerca pero que desenfocan a media y larga distancia.
JQN_9970Otra de las opciones clásicas es la lente de contacto o lentillas, estas pueden ser monofocales, bifocales o progresivas. Ambas soluciones tienen el inconveniente de las molestias que causan el tener que estar preocupándose por las gafas o las lentes.
Otro tratamiento temporal contra la presbicia es el láser sigue la misma filosofía que la adaptación de las lentes de contacto monofocales.
Mediante el láser Excimer, y tras un estudio personalizado de las características individuales de cada ojo, se procede a modificar la curvatura natural de la córnea (asfericidad), con el fin de corregir un ojo (ojo dominate) para la visión lejana y el otro ojo (ojo no dominante) para la visión de cerca, de tal forma que, siempre mirando con los dos ojos a la vez y después de un corto periodo de adaptación, se obtiene la adecuada visión de lejos y de cerca.
En ambos casos, ya sea si utilizamos una gafa o unas lentillas, como si realizamos un tratamiento láser de la presbicia, conseguimos una solución temporal para la pérdida de visión o vista cansada, siendo necesario volver a compensarla con una nueva graduación de las gafas después de un tiempo.

Soluciones Permanentes:
Los tratamientos permanentes para dar solución a la presbicia se basan en la sustitución del cristalino por una lente intraocular multifocal. A este proceso se le denomina Cirugía Multifocal Intraocular del CristalinQuirófano09o.
Como ya hemos explicado anteriormente la presbicia se produce por la perdida de flexibilidad del cristalino ( la lente natural de nuestro ojo) y la debilitación de la musculatura que lo controla.
Esto provoca dos alteraciones significativas en la visión:
La perdida de flexibilidad origina la presbicia y la opacificación  del cristalino provoca cataratas.
La Cirugía Multifocal Intraocular es un procedimiento quirúrgico que nos ofrece una solución permanente para ambas alteraciones de la visión (vista cansada y catarata) en una misma intervención.

Doctor, necesito un brazo más largo.

JQN_9970Un día sin saber muy bien como te das cuenta de que las letras de tu móvil parecen más pequeñas, que tienes que alargar el brazo para enfocar los libros o que de buenas a primeras tu vista parece cansada.
Ese día te familiarizas con una palabra a la que hasta ahora no le habías prestado atención. Presbicia, o vista cansada, afecta por igual a personas que nunca han llevado gafas o a los que las llevaron desde hace años. Se trata de una perdida de flexibilidad en el cristalino que pierde su capacidad de abombarse para enfocar. Sus efectos suelen empezar a manifestarse a partir de los 40 años.
Por suerte la presbicia tiene varias soluciones. Si crees que sufres de presbicia ponte en contacto con un profesional, seguro que puede ayudarte.

El Dr José Alberto Muiños, participa en el 90 Congreso SEO en Bilbao.

Dr. Muiños02En el marco del 90 Congreso de la Sociedad Española de Oftalmología que se celebró durante los días 1 al 4 de octubre en el Palacio Euskalduna de Bilbao, junto a doctores del prestigio del Dr. Francisco Poyales analizaron paso a paso las lentes trifocales, una de las grandes novedades en la Oftalmología actual.

¿Lentes trifocales o  bifocales? Este fue el tema principal de la ponencia del Dr. Francisco Poyales, presidente de Innova Ocular. El objetivo es dar a conocer los beneficios de la trifocalidad en los pacientes con este tipo de cirugías frente a las lentes bifocales.

En buena parte, por la corrección de la vista en tres planos focales; larga, media y corta distancia y los beneficios que conlleva la modalidad Tórica en patologías refractivas, como el astigmatismo, entre otros, frente a las anteriores lentes bifocales.

En este sentido, el Dr. José Alberto Muiños explicó cuál es el perfil idóneo del paciente para implantar la lente Trifocal FineVision y se emitió el video testimonial de la Dra. Concepción Poyales, en calidad de oftalmóloga y paciente usuaria de las mismas.

NUEVO TRATAMIENTO PARA EL GLAUCOMA EN CENTRO OFTALMOLOGICO MUIÑOS.

Con el objetivo de cubrir todas las especialidades oftalmológicas, el Centro Oftalmológico Muiños estrena nueva unidad de glaucoma e incorpora la última tecnología en este campo, el LASER SLT SOLUTIS. La Trabeculoplastia Láser Selectiva (SLT) es la mejor opción no quirúrgica para el tratamiento del glaucoma. Menos agresivo que Argon y SLT glaucomatradicional, no daña la malla trabecular y es un procedimiento que puede realizarse
de manera repetida cada vez que el paciente lo requiera. Además, es indoloro y sus resultados son más evidentes y duraderos que los tratamientos tradicionales. En 2010, sesenta millones de personas estaban afectadas por glaucoma en el mundo.Se calcula que en el año 2020 serán ochenta millones los pacientes afectados por ésta patología.

¿Por qué es necesario parpadear?

¿Se han preguntado alguna vez por qué es necesario parpadear? ¿Cuántas veces se abren y se cierran nuestros párpados a lo largo de nuestra vida? Como la mayoría ya sabe, el párpado es un pliegue de piel, móvil que cubre a los ojos, y que puede tener diferencias anatómicas según las diferentes etnias que habitan en nuestro planeta (diferencias mucho mayores en las especies animales)..

El párpado esta compuesto por la membrana conjuntiva palpebral, en contacto con el globo ocular; el tarso (el esqueleto del ojo), una capa de notable espesor pero flexible; el músculo orbicular, que le da su movilidad; y la piel exterior. Su función es la protección del ojo y la humectación del mismo mediante las secreciones lagrimales, y eliminar los irritantes de la superficie de la córnea y la conjuntiva.

La frecuencia del parpadeo oscila entre las 5 y las 15 veces por minuto, aunque esto depende de muchos factores. Los más importantes factores son la producción de lágrima de cada persona, la humedad ambiental, los agentes irritantes de la atmósfera, la intensidad luminosa, la edad y la atención que se esté prestando a un tema. Así, cuanto más interés suscita éste en nosotros, menos parpadeo se produce. Según estos datos, los músculos de nuestros párpados están preparados para actuar entre 15.000 y 20.000 veces al día.

Sin embargo, los bebés no parpadean en la misma proporción de los adultos, de recién nacidos, sólo parpadean a una tasa promedio de una o dos veces en un minuto. La razón de esta diferencia se desconoce, pero se sugiere que los bebés no necesiten la misma cantidad de lubricación de los ojos que los adultos debido a su apertura palpebral, que es menor en relación a los adultos. Además, los bebés no producen lágrimas durante su primer mes de vida.

Aparte de su importante función, el movimiento anormal de los párpados puede servir como ayuda al diagnóstico de ciertas enfermedades, como en el caso de la aparición del síndrome de Tourette, losaccidentes cerebrovasculares o los trastornos del sistema nervioso. En el caso de la enfermedad de Parkinson, suele observarse un tipo reducido de parpadeo muy característico.

El Test de Snellen

snellen agudeza visualSeguramente pocos de ustedes, si no son especialistas en oftalmología, conocían el Test de Snellen por su nombre, pero seguro que cuando han visto la imagen la han reconocido enseguida. Vamos a contarles hoy de dónde procede esta conocida e imprescindible prueba de agudeza visual usada en cualquier consulta de oftalmología u optometría.

El Test de Snellen fue creado por Herman Snellen en 1862 para estudiar la agudeza visual de sus pacientes. Este oftalmólogo fue director del hospital holandés (Nederlandsch Gasthuis) para pacientes oftalmicos, precedido en el cargo por el Dr. Frans Cornelis Donders.

Las prueba consiste en identificar correctamente las letras en una gráfica conocida como gráfica de Snellen o tabla de Snellen. Solo se utilizan nueve letras que son CDEFLOPT y la Z.(aunque en ocasiones hay variaciones del test que usan otras letras). Las letras tienen un tamaño decreciente dependiendo del nivel en que se encuentran.

La identificación de un nivel inferior a 2/10 significa ceguera, uno de 10/20 es el mínimo exigido para obtener el carnet o licencia de conducir en varios países y un nivel 20/20 es la visión normal, también denominada como “1″ o 6/6. 1 simplemente quiere decir que se puede ver a una distancia de 6 metros, lo que ve una persona con visión normal, teniendo muchas personas una agudeza visual superior a ese valor.Para las personas que no saben leer se usa otra prueba diferente denominada Test de Landolt o el Test de Lea.

En este vídeo pueden ver un ejemplo del uso del Test de Snellen, así como otros usados frecuentemente para medir la agudeza visual.

 

¿Para qué sirve una oftalmoscopia?

Si alguno de los que nos leen ha sufrido alguna vez alguna alteración en su visión, es muy  probable que le hayan dicho que hay que hacerle una oftalmoscopia, o como se conoce más popularmente, un estudio del fondo del ojo. Les contamos hoy por qué los oftalmólogos necesitamos hacer esa prueba y qué datos podemos obtener de la misma.

El estudio del fondo de ojo u oftalmoscopia es una prueba de exploración que se hace en el ojo para ver la parte interna del ojo (la retina). Mediante esta exploración podemos ver las venas y arterias de la retina así como otras estructuras de la retina como la papila, o la mácula. De forma bastante habitual, se la practicará al paciente una dilatación de la pupila antes de esta prueba.

La oftalmoscopia se practica como parte de un examen de rutina o de un examen oftalmológico completo, y existen varios tipos:

fondo de ojo- Oftalmoscopia directa: El oftalmólogo lleva a cabo este examen común proyectando un rayo de luz a través de la pupila, con el uso de un instrumento llamado oftalmoscopio. Un oftalmoscopio es aproximadamente del tamaño de una linterna. Tiene una luz y algunos lentes diminutos y diferentes que le permiten al evaluador observar la parte posterior del globo ocular.

- Oftalmoscopia indirecta: En este caso, el oftalmólogo mantiene el ojo del paciente abierto, mientras proyecta una luz muy brillante hacia el interior de éste, usando un instrumento que se lleva puesto en la cabeza, similar a la linterna de un minero, visualizando la parte posterior del ojo a través de una lente manual sostenido cerca del ojo.

- Oftalmoscopia con lámpara de hendidura o biomicroscopio: En esta ocasión, pedimos a los pacientes que apoyen la barbilla y la frente en un soporte para mantener la cabeza firme. El oftalmólogo usa la parte del microscopio de la lámpara de hendidura y una lente diminuta que se coloca al frente del ojo. Esta técnica permite ver lo mismo que con la técnica indirecta, pero con mayor amplificación.

La oftalmoscopia se practica con mucha frecuencia como parte de un examen de rutina o de un examen oftalmológico completo, permitiendo detectar y evaluar síntomas del desprendimiento de retina o enfermedades oculares como glaucoma. Por otro lado, permite detectar signos o síntomas de hipertensión arterial, diabetes u otras enfermedades que afectan los vasos sanguíneos.

En el vídeo que les ofrecemos a continuación pueden ver un ejemplo de oftalmoscopia directa.